Archivo de la etiqueta: gamification

La cámara oculta y otras acciones de street marketing: la televisión sale a la calle

1- El protagonismo es de la gente

Time_youcover01

En el 2006 la revista Time eligió como persona del año a la sociedad global por su potencial de controlar la información en la red.

La gente está motivada por ser el protagonista y el gran culpable de esto es Youtube. Gracias a la influencia de esta red social vivimos en la cultura de que la gente se moviliza en grupo y se manifiesta en público sin tener vergüenza. Las iniciativas que se realizan son grabadas y compartidas en las redes sociales y algunas, con un poco de suerte, se convierten en fenómenos virales que arrastran a miles de seguidores. Algunos únicamente quieren un poco de fama y dinero, otros demostrar sus habilidades y competencias y unos terceros solo desean pasárselo bien haciendo algo distinto para romper la rutina de cada día. En el caso de estos últimos, se ha convertido en una práctica habitual imitar y parodiar a los fenómenos virales de turno que aparecen en Youtube: los lip dubs, los flashmobsGnam Style, Call Me Maybe, el Harlem Shake o cualquier otra iniciativa peculiar que vendrá a continuación. Las versiones de todos estos fenómenos escenifican que la gente busca formar parte de experiencias nuevas y ser por un rato el protagonista de ello.

T-Mobile aprovechó la moda de los flahsmob para su campaña publicitaria  “Life’s for Sharing”.

Sigue leyendo

Series y programas que innovan (III): “The Following” y “Cult”

1. Innovar desde el guión

The Following

Los protagonistas de The Following.

Cuando pensé en crear una categoría permanente en mi blog sobre los programas de televisión que se reinventan y se adaptan a los nuevos tiempos de la televisión social, siempre imaginé que trataría contenidos que utilizan la segunda pantalla, la narrativa interactiva o bien contenidos derivados transmedia. En vez de centrarme en estos aspectos, en esta entrada voy a hablar especialmente del guión, ya que a través de la escritura también se puede innovar el contenido.

Según mi opinión, es importante pero no imprescindible que las obras audiovisuales actuales contengan el sentido implícito de Internet en la historia. No hace falta crear una serie al estilo de Black Mirror del grandísimo Charlie Brooker donde solo se trata, se habla y se reflexiona sobre los medios digitales. Únicamente es necesario para los creadores de contenido escribir historias en que aparezcan algunos elementos propios de las redes sociales o de Internet. Si las tertulias matinales han sabido introducir las redes sociales para garantizar una mayor participación de la audiencia en directo y han aprendido el vocabulario propio de Twitter (Trending Topic, hashtag…) para relatar la repercusión social de las noticias, ¿no sería lógico que las series de ficción pudieran incluir también esta costumbre en sus historias? Es por esta razón que vamos e iremos viendo como los personajes de nuestras series favoritas se van acostumbrando a utilizar las redes sociales que nosotros, los espectadores, también usamos. Sigue leyendo

Series y programas que innovan (II): Dirty Work

Dirty Work (2012)

[youtube http://youtu.be/kuPu6LrgV6Y]

Seguimos hablando de las series que están innovando el panorama televisivo actual y sin duda no podemos dejar en nuestra lista la serie “Dirty Work” de la productora Fourth Wall Studios (2007). Esta compañía que está detrás de importantes juegos de realidad alternativa en distintas áreas, está ahora apostando por las series interactivas. Después de experimentar con varios proyectos, la mayoría con un solo episodio de pocos minutos (pero con muy buenos resultados), ha presentado una nueva ficción más ambiciosa, de momento con tres episodios de 25 minutos, y con un guión más elaborado gracias a la creación de unos personajes más profundos que los de las series anteriores. “Dirty Work” trata de un peculiar grupo de limpieza de escenas de crímenes en la ciudad de Los Ángeles. Pero lo raro de la historia no es su sucio trabajo, si no la personalidad de cada uno de los protagonistas donde destaca especialmente el joven con la enfermedad del sueño (Hank Harris) y una chica que ahorra para extirparse el miembro masculino que tiene (Jamie Clayton). Vamos, que se trata de una buena comedia asegurada. Sigue leyendo